20 ago. 2011

Ser o no ser…jinetera



Visitando una Web amiga, “Faro de Recalada", administrada por el escritor Esteban Castaña Lostal, ex Capitán de la Marina Mercante de Cuba, encontré dos interesantes videos que convergían en su temática sobre las situaciones que vive la sociedad cubana.


Uno de los videos, expone cómo las organizaciones "revolucionarias"
se inmiscuyen, supervisan y presionan directamente el desarrollo de la vida del cubano medio, protagonizado en los roles principales, por Luis Alberto García,Néstor Jiménez y Laura de Uz.
La realidad, tratada de forma más cómica que trágica, sin discursos panfletarios expone en sus diálogos e imágenes las aberraciones de vivir en una sociedad donde no se respeta la intimidad de la familia ni el libre albedrío de todos sus miembros. Aunque no creo que disminuya para nada la importancia del tema y las consecuencias en la vida del ciudadano común, su final es demasiado abrupto y da la impresión de que falta algo para terminar la secuencia del tema planteado.

El otro video es la declaración de la cubana, Liu Santisteban, sobre la prostitución femenina y la mujer cubana. Un tema siempre vigente, sobre una de las profesiones más antigua del mundo, surgidas como justificación religiosa en los cultos paganos del Oriente, un tema que en este caso involucra la sexualidad en nuestro país.
Su crítica fundamental está dirigida a quienes desde el extranjero reflejan la prostitución como característica conductual de las mujeres cubanas.
Es admirable la esencia de su planteamiento, en defensa de la moral de la mujer cubana, aunque sólo se circunscribe a la prostitución femenina y olvida que también existe la prostitución masculina, un fenómeno que ha adquirido extraordinaria vigencia en Cuba.
En su exposición hace un llamado a los escritores y bloguistas para que traten el tema, que precisamente es lo que me incita a publicar esta nota.

Los que desde el extranjero explotan el tema, siempre atractivo, no son los únicos responsables del enfoque que muy acertadamente Liu Santisteban critica, pues aparentemente todas las mujeres cubanas, de algún modo, practican la prostitución o el “jineterismo”, como ahora se le llama.
Les contaré una anécdota personal que sacó a flote una de las características de mi personalidad que he dominado a través de mi vida con gran esfuerzo.
Hace unos 15 años, me encontré con un sujeto de origen latinoamericano que aspiraba a una posición política en la ciudad de Montreal y quien sabiendo mi origen cubano calificó la época pre-revolucionaria en la isla de Cuba “de bayú de los norteamericanos que iban de turistas a Cuba en busca de placeres sexuales y juegos de azar”.
Aquella expresión del individuo me causó una tal cólera, en cubano, encabronamiento, que le dije cuántas cosas me vinieron a la boca en aquel momento.
Años después de aquel incidente, que no fue el último, pues también en otra ocasión me vi obligado a discutir con otros por su enfoque de la realidad cubana antes del 1959,he llegado a la conclusión de que no son sólo los extranjeros quienes han hecho valer esos enfoques sobre la vida y la corrupción en la Cuba de antes del 59, que una razón para calificar a las cubanas, digámoslo claramente, como prostitutas, es debido a todas las historias elucubradas por los ideólogos del "sesudo" sistema marxista cubano para demostrar que Cuba era antes de la "revolución" “un paraíso para la corrupción de todo tipo”,disfrutado por los turistas, especialmente los norteamericanos, que visitaban el país

y los gánsteres del mismo origen, que lograron establecer lazos con los gobiernos corruptos y donde siempre se resaltaba,como forma de desprecio a los cubanos, el desafortunado incidente con aquellos marinos ebrios que un día se subieron sobre la estatua ubicada en el Parque Central de La Habana, del Apóstol de la Independencia de Cuba José Martí.
.
En Cuba existió y existe la prostitución y la explotacion de la imagen femenina como metodo de atraccion comercial.
Recordemos las estúpidas medidas contra las prostitutas, en La Habana de los años 40, ordenadas por el Ministro de Gobernación, y que provocaron el desplazamiento de las infelices mujeres de sus lugares habituales de prostitución para diseminarlas por toda la ciudad, sin resolver las causas que provocaban la prostitución.
La mayoría de las prostitutas profesiónales venían del interior de la isla en busca de mejorar su vida económica, y , muy especialmente, el alejamiento de los familiares y personas que las conocían.
No sólo en La Habana existían zonas de tolerancia, en la ciudad de Camagüey la ciudad de Nuevitas, en Guantánamo, en Santiago de Cuba y muchos otros lugares de la isla también existían zonas de prostitución.
La prostitución en Cuba era una actividad que hasta cierto punto se aceptaba como un mal inevitable, aunque todavía no cruzaba y se expandía a niveles internacionales, salvo en Venezuela donde las cubanas iban como"ficheras"en los bares.
Cuando asaltaron y tomaron el poder de la Republica, los " barbudos" que llegaron adornados con rosarios y crucifijos, ayudaron a muchas de aquellas mujeres salir de las casas de citas y del servicio doméstico, proporcionándoles estudios y empleos, sin embargo hoy han causado que la prostitución vuelva a cundir y afectar a todos los niveles de la sociedad.
El problema actual es que debido a la situación económica cubana, y las limitaciones para alcanzar un nivel de vida confortable, no todas pero si muchas personas han adoptado esta práctica para resolver sus problemas económicos o como medio de emigrar a otras regiones donde creen poder alcanzar el bienestar que desean. El resultado es que algunos mal informados generalizan y califican erróneamente como personas prostituidas a todas las mujeres cubanas, incluso a los hombres, que se relacionan con extranjeros para tratar de emigrar, algo totalmente falso pues son muchos los cubanos que ofrecen pagar a quienes los ayuden a salir del país.
Sin embargo, es cierto que existe un problema de prostitución en las relaciones de hombres y mujeres cubanas con personas de origen extranjero, fuera y dentro de la Isla, como existen en cualquier país, rico o pobre.
Pero Cuba no debe ser burdel ni un Casino para satisfacer las demandas de turistas y nacionales ni debe ser lo que caracterice al cubano, como fueron las mulatas rumberas y las maracas de las películas hollywoodienses.

Siempre, como lo demuestra la historia de la humanidad, habrá individuos que encontrarán en esta actividad un medio fácil, y para alguno agradable, para vivir, pero la moralidad sin dogmas y las buenas costumbres dentro de la familia podrán ayudar, sino a su eliminación, a controlar las causas que lo provocan.
Los males de la calificación como prostitutas de la mujer cubana están hechos, aunque le neguemos mil veces y nos indignen, pero hasta cierto punto los causantes de esta mala fama son quienes lo utilizaron como argumento en la propaganda justificativa del proceso iniciado en 1959,
muy parecido a lo que hizo a aquel desafortunado Ministro en los años 40.
Mundialmente hay quienes aceptan la prostitución como algo criticado solamente por una moral arcaica. En países como Holanda la han legalizado como una actividad laboral más. Los prostitutos y prostitutas se unen en sindicatos con tantos derechos como cualquier trabajador y son titulados como “trabajadores del sexo”.
La sexualidad es fuero de la libertad individual. El individuo es quien debe decidir la forma de sus relaciones corporales y sexuales, sin que nadie tenga derecho a limitarlas ni calificar a nadie por ello, tanto como jugar lo que se gana a una carta o en una ruleta, pero lo importante es que todos, jóvenes y mayores, mujeres y hombres, seamos conscientes de que lo esto significa y adonde nos conduce.
Todos en determinado momento no distraemos jugando o apostando en los juegos de azar, pero cuando alguien se juega el dinero del sustento de su familia,la comida de quienes dependen de la persona, es algo incalificable que no merece ningún tipo de tolerancia ni respeto tanto como los proxenetas que explotan las prostitución y a quienes la ejercen.
La sexualidad y su ejercicio es derecho de todos los seres vivientes, pero el desenfreno y la falta de control en su práctica hoy nos afecta con enfermedades más terribles que la gonorrea y la sífilis de antaño, muchas veces por la promiscuidad y peor aun cuando se realiza por intereses económicos o de conveniencia muy lejanos de la razón principal que es el amor entre la personas.
A nosotros, ciudadanos comunes y corrientes, es a quienes corresponde mostrar y guiar a nuestros hijos y a la sociedad en el camino correcto en esta situación, donde el problema se da por el carácter comercial de las relaciones, repito, y no por amor a otros seres humanos procedan de donde procedan y pertenezcan a cualquier otra raza humana u otro grupo étnico.
En Cuba es un problema que solamente el desarrollo económico y la libertad individual para emigrar y buscar otros horizontes puede resolver.
La sociedad es nuestra obra, en ella vivimos y nos desarrollamos y podemos ser felices y vivir en armonía con el Universo. Sólo de nosotros depende su calidad y sus valores.
Podemos hacer de nuestra vida un Paraíso o un Infierno, de nosotros depende.



16 ago. 2011

" Gracias a la vida que me ha dado tanto...


Hace unos días publique una nota donde hacía referencia a una canción de Pablito Milanés llamada "El tiempo pasa" y una vez más compruebo que las circunstancias propician las coincidencias.
Ahora bien, habló de coincidencias y circunstancias porque después de haber publicado mí nota y ahora mismo, se está desarrollando todo una polémica con relación a la presentación de Pablito Milanés en Miami.
Nunca fui un gran fanático de la "Nueva trova", por ninguna razón especial, pues como amigo de Pedro Luis Ferrer, me gustaba su estilo, a pesar de que yo trabajaba para la televisión, medio donde se puede decir no existía una gran compatibilidad con este trovador.
En aquella época Silvio y Pablito eran quienes capitalizaban la mayor atención de los jóvenes.
Personalmente, salvo por algunas composiciones muy específicas, no eran Silvio Rodríguez y Pablito Milanés los intérpretes que más me atraían entre los trovadores más reconocidos.
Me agradaba y me sentía más identificado con las transmisiones de "Nocturno" y la narración de "Tatica" González Ramos,buen amigo y vecino nuestro.
Entre mis preferencias "Cheas", como les llamaban los "jóvenes troveros", me agradaba oír las transmisiones de "Palmas y Cañas" animadas por Ramón Veloz y las controversias de Adolfo Alfonso y Justo Vega,y como a cualquier cubano,los boleros y canciones populares, que los auto-llamados marxistas-leninistas tuvieron la osadía de llamar " música de cantinas y bares para borrachos y prostitutas ” y cuya temática se refería a los amores frustrados y las traiciones amorosas, aunque no tanto como en los tangos argentinos. Casi se me olvida decir que me gustaban y me gustan los guaguancós cubanos que a veces oía en mi barrio de San Leopoldo.
Cuando Silvio Rodríguez estuvo en la Florida y Puerto Rico también hubo manifestaciones contra su presentación. En esa ocasión no quise opinar sobre la presencia de Silvio, sencillamente porque fueron menos los ataques y más la reafirmación de Silvio Rodríguez de su condición de militante y seguidor de régimen cubano,muy diferente a las manifestaciones de Pablito Milanés, que si no fuera Pablo Milanés quien las expusiera, serían las muy admiradas palabras de algún disidente cubano. Sin embargo no creo que mucha gente ignore que Silvio Rodríguez fue también censurado y eliminado de su programa de la televisión simplemente por manifestar su admiración por los Beatles.
¿Quiere decir esto que Silvio Rodríguez es un oportunista?

Con relacion a Pablito Milanes, puede que lo que pregunto sea una barrabasada:
¿A qué tantas boberías, protestas y declaraciones contra un artista que en su momento sufrió los abusos del sistema en su más famoso campo de concentración llamado la UMAP?
¿ Por que ahora, que la homofobia comienza a ser mal vista, como un rezago del pasado, incluso en Cuba, se quiere resaltar que si estuvo en la UMAP fue por ser " homosexual"? Condicion no demostrada por nadie y que de todas formas hubiera sido un abuso a su libertad personal. A los expositores de esta teoria les pregunto:
¿Es que para ser aceptado y reconocido como un individuo abusado y reprimido en algun momemto de su vida, siendo homosexual, tiene que llamarse Reynaldo Arenas ?
Un personaje que todos los cubanos sabemos tenia otras "cualidades" mas dificiles de aceptar que su condicion de homosexual.
¿ Es posible, como afirma alguna gente, que a Pablo y Silvio los domesticaron y sometieron, y como resultado durante años se han dedicado a cantar en el seno del régimen, manifestando, quizás más por miedo que por otra cosa, su apoyo al sistema ?
Puede ser, pues no era fácil resistir la fuerza con que se aplicaba la política cultural del sistema y no sentirse marginado y en peligro.
Desgraciadamente,muy pocos teniamos alma de mártires para enfrentarnos a toda la amalgama de medidas y medios que poseían y aún posee la dirección cultural del Cuba.
Otros interpretes,con menos calidad artistica que este trovador,incluso admiradores confesos del sistema implantado en la isla y su dirigentes, se han presentado en los escenarios de la Florida y ninguno ha expresado sus preferencias o sus repulsas cuando ha sido entrevistado en los espacios televisivos y radiales de Miami.
Quizas, por todo lo que digo, se les pueda llamar oportunistas, pero no sería nada nuevo, porque personalmente he conocido destacadas figuras de nuestro mundo artístico que por delante decían una cosa y por detrás, entre amigos íntimos, expresaban otras opiniones más acertadas, pero que había que tomar con reserva (pues no sabías si era para agarrarte desprevenido)
y responderles con una sonrisa tan enigmática como la de Mona Lisa.


En este mismo momento, una de las personalidades artísticas cubanas, seguidora ferviente del sistema, con valores artísticos reconocidos internacionalmente, Alicia Alonso, se prepara para incursionar por los escenarios estadounidenses y no he leído una sola palabra de nadie que critique su presencia en esto medios.




¿Acaso una conspiración de las clases adineradas que tanto la admiraban y consideraban como miembro de su propia clase social?
Vaya usted a ver, pues se dan cosas tan raras que parecen increibles, pero son ciertas.
Y si no me creen piensen en la defensa que muchos le hicimos a nuestra y admirada vedette Rosia Fornes.
Entre sus defensores la tambien muy admirada y respetada Olguita Chorens, suegra de Willy Chirino, símbolo de los artistas que quisieran actuar en Cuba y el sistema cubano no los autoriza.

¿Debemos nosotros hacer lo mismo por aca?

Mis preguntas contéstelas usted, que me lee y me soporta, porque yo no tengo nada más que decir, excepto que muchos de los que un día abandonamos nuestra patria lo hicimos a veces por razones personales, que van más allá de las razones políticas, religiosas o sexuales, tan valederas como cualquier otra reconocida por la Alta Comisión de Refugiados de la ONU.
Hoy proliferan los que se han ido de Cuba por razones económicas y lo niegan y otros que quieren regresar para quedarse en la isla porque no han logrado resolver nada en el exilio, y todos se quieren catalogar como exiliados políticos.
Sin embargo creo que las motivaciones económicas son tan importantes como las políticas, salvo que fue la más común de las causas para salir de Cuba, generalmente con Visa de turista por 29 dias, antes de 1 de Enero de 1959, y que no es reconocida por la ONU como causal para obtener refugio en otros paises.
Una forma de decir legalmente que cada uno cargue con su hambre.Pero muy diferente de "vente para Santiago de Compostela" que " quedate y arreglatelas como puedas".


La mayoria de los mas recientes exiliados, sin estar necesariamente de acuerdo ni vinculados con el regimen establecido en la isla, hombres y mujeres, negros, blancos y mulatos,jóvenes y otros menos jóvenes, les gusta y admiran la Nueva Trova Cubana y sus intérpretes, los Van Van, Pedrito Calvo, Miguelito Cuni,Barbarito Diez, Celia Cruz y hasta Pello El Afrokan, que compuso un Mozambique asesorado por quien era la figura máxima del régimen.



Dije que no tenía nada que decir, pero si pienso que nosotros vivimos bajo un sistema que se considera Paladín de la Libertad y los Derechos Humanos y que nuestra mejor manera de mostrar lo que el sistema democrático significa es precisamente, fuera de nuestras preferencias,criterios y opiniones politicas,justificadas o no,tolerar y permitir el intercambio cultural, artístico,humano y afectivo entre las dos orillas del Estrecho de la Florida.
Que sea la vida la que al final determine del lado de quien estaba la razón y agradezcamos a esa propia vida todo lo que nos ha dado cuando un día decidimos abandonar nuestro terruño.
Si somos realmente demócratas respetemos el derecho que tienen los cubanos de la Isla, artistas o no, intelectuales o artesanos, padres,hijos, hermanos, abuelos o cualquier otro allegado nuestro, a venir a este lado de acá y regresar sin que nadie lo persiga y critique por ello, pues todos tenemos derecho de hacer lo que deseamos mientras no afecte o denigre a ningún otro ser humano.
Respetemos para ser respetados.
Como decía Mercedes Sosa, aquella trovadora latino-americana:
" Gracias a la vida que me ha dado tanto...

1 ago. 2011

Pablo Milanes- El Tiempo Pasa

Nos vamos poniendo viejos
El amor no lo reflejo como ayer...

Decía la canción que oímos hace ya una treintena de años. En aquel momento nos dejamos llevar por la melodía y no por el texto, pero hoy, cuando la realidad se impone, pienso que hubiera sido mejor reflexionar sobre como invertir y disfrutar mejor nuestras vidas.
Cierto es, en lo referido a mis amores, no hay muchas cosas que pueda lamentar, excepto no haber disfrutado del gran amor de tres mujeres que pasaron por mi vida sin dejar huellas, sin tocarlas ni con el petalo de una rosa, pero las que senti gran atraccion.
Normalmente todo mundo habla de un gran amor de su vida y todo lo que con él se relaciona. En mi caso, hablo de tres amores que nunca se realizaron, y por primera vez lo reconozco públicamente, con perdón de quienes he amado, fundamentalmente las madres de mis hijas.
En realidad no era de esto lo que quería escribir, aunque es un tema interesante, no solamente para mí,sino para quienes hipócritamente mantienen relaciones tan diversas que serian la envidia de cualquier sultán sarraceno en medio de su harem. En fin son divagaciones.
De lo que realmente deseaba escribir es de como malgastamos los años de nuestra corta vida y no invertimos lo mejor de nosotros para realizar la obra verdadera a que pudieramos estar destinados.
Cuando veo mis fotos antiguas, de aquella hoy lejana juventud, pienso que tenía todas las condiciones para lo que hubiese querido hacer,sin embargo la vida nos cambió las metas, y alcanzamos algunos triunfos que siempre fueron opacados por ser alternativos y no la realización de nuestras reales motivaciones.
Sería fácil justificarnos y culpar a otros de la inercia castrante que malogro el crecimiento del fruto total de nuestro intelecto, la negación por parte de alguien de nuestro talento para hacer lo que hubiésemos deseado y señalar las influencias negativas que nos hicieron no afrontar los riesgos de la realización de nuestros sueños. Pero no vale la pena hablar de eso, pues serían quejas que a nada conducen. Los psicologos dicen que la reificación de la actividad permite la interiorización y aceptación placentera de la actividad que realizamos, qe en principio nos era totalmente ajena.
Para mí esto es puro bla bla, pues si no haces lo que deseas y haces lo que no te gusta,más tarde o más temprano lo vas a lamentar.Cuando se está convencido de lo que deseas hacer y crees poseer el talento necesario para ejecutarlo,no hay que pensarlo más y comenzar la obra,pues después no tienes tiempo para finalizarla.Por estas razones,quiero comentar un hecho que me sucedio en los últimos días. Pues despues de mucho dudarlo, me di permiso para escribir lo que realmente deseo decir.
Sucede que con toda la carga emotiva de un problema de salud, que sabes tiene importancia, vas a ver a un profesional para que al menos confirme lo que está pensando o te diga que no es tan grave, luego de una somera evaluación, te da su diagnóstico, no muy tranquilizante. Y que cuando le preguntas la solución, calmada y tranquilamente,te diga que existen algunas, algo complicadas, pero que dado que no tienes 45 años, es mejor medicarte para que te sientas mejor.
Habría que no tener sangre en las venas, aunque la que tengas no circule muy bien por tu sistema circulatorio, para no sentir la frustración que te provocan sus palabras.
En el lenguaje más claro y directo está diciendo, el distinguido señor, que es mejor dejar que la obra del tiempo resuelva la situación pues ya has vivido bastante en comparación con la esperanza de vida de otros.
Se pueden imaginar que dan ganas de decirle cuatro verdades de lo que piensas, cuando aparte de tu problema de salud, sientes que no hay otra razón más grave para preocuparse y que tu mente y tu imaginación esta plena de ideas por realizar,y que este personaje, heredero de algunos poderes del brujo de la tribu, te condena a muerte y te receta algunos paliativos para que la esperes tranquilamente.
Es como para preguntarse de qué valen tantas investigaciones y tecnologías para alargar la vida de una persona, si al final, por causa de ese alargamiento te dicen que es mejor ingieras diez medicamentos todos los dias, solamente para que te alivies.
¿Donde está el fallo de la aplicación de esta doctrina paliativa que no emplea todos los métodos y recursos que posee para resolver el problema de salud de este sujeto?
¿Es que deberíamos verlo desde el punto de vista económico y el fracaso de la medicina mutualista que se aplica en nuestro país de residencia?
¿Es que un señór, Ex-Vicepresidente de un país, con más o menos tu misma edad, con similares o quizás peores condiciones de salud, merece recibir cuidados que este profesional te niega porque ya no tienes 45 años?
Realmente yo personalmente no tengo respuesta lógica para estas cuestiones y escribo estas notas para expresar mi más profunda y sincera protesta contra esta situación.
No creo que esto resuelva nada,pero hoy hago lo que deseo hacer.
Ya comencé a tomar los medicamentos que me receto. Pero me he lanzado en una carrera desenfrenada, a poner en práctica el llamado Método de Emile Coue, en la espera de que este método contribuya a mi recuperación, pero al mismo tiempo escribo y publico esta nota, para contribuir a que no siga sucediendo aquello que dije antes de no hacer lo que deseaba,por cualquier razón ajena a mi voluntad.
Pienso que mi caso no es solamente el único y por ello aquí lo expongo. No me importa si quienes lo lean le dan la importancia que le doy yo, pero ya lo escribí y ahí se queda.
Tu, que estás leyendo esto debías pensar que quizás más tarde, o ahora mismo, sea también tu problema.
Las mentiras y la hipocresía social están demasiado extendidas como para que no se exponga públicamente estos criterios.
Se niega en muchos lugares las peticiones de aprobar leyes para morir con dignidad a quienes la vida los venció y quieren abandonar la lucha. Pero, y al mismo tiempo, se debe aceptar pacifica y tranquilamente que por causa de tu edad no se haga todo el esfuerzo disponible para evitar te lleve "la pelona" y se salga con sus propósitos macabros.
Pura hunga de vacas norteñás,enormes y un poco locas.
Mientras, les sugiero vayan a youtube.com y oigan bien lo que dice el cantante de "El tiempo pasa" y si no les gusta, por cualquier razón política, social o económica, canten cualquier cosa, aunque sea un corrido norteño con la letra de Juan Charrasqueado...